¡Maldito trapo!

Publicada en Publicada en protocolo

Esto no pasaría si la gente que debe hacerlo prestara más atención a su trabajo. Todo son pequeños detalles que al final, marcan la diferencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *